¡Papa Argentino! El Cardenal Bergoglio es ahora el Papa Francisco

Versión para impresiónEnviar a un amigoPDF version

El jesuita Jorge Mario Bergoglio, Arzobispo de Buenos Aires y Primado de Argentina, es el sucesor de Benedicto XVI. Ha elegido llamarse Francisco.

(ArgentinosAlerta.org) El Papa Francisco, el argentino Jorge Mario Bergoglio, sorprendió hoy al mundo al asomarse al balcón central de la Basílica de San Pedro y dirigir las primeras palabras en italiano de su pontificado:

  • "Gracias por la acogida, parece que los cardenales se fueron hasta el fin del mundo para elegir a un Papa".

señaló el pontífice, despertando la simpatía y la emoción de miles de personas alrededor del mundo.

El nuevo líder católico lanzó, desde el principio, un gesto revolucionario al presentarse vestido completamente de blanco y sin la espalina roja que suelen usar los Papas, señal de su autoridad.


Lo primero que pidió es que Dios y la Virgen bendigan al Papa emérito Benedicto XVI. Cuando pronunció estas palabras alzó la emoción de todos, quienes aplaudieron en señal de agradecimiento a Joseph Ratzinger. Luego pidió comenzar el camino espiritual de amor, de confianza entre nosOtros, de "pueblo y obispo, obispo y pueblo".

Oró porque haya una gran hermandad en todo el mundo."Rezad por mí, porque mañana voy a ir a rezar a la Virgen". Finalmente impartió a todos la bendición apostólica "urbi et orbi" (a la ciudad y al mundo).

 

El Cardenal Bergoglio y la defensa del matrimonio y la vida.

En numerosas ocasiones hemos citado al cardenal Bergoglio en ArgentinosAlerta.org con relación a la defensa de los valores no negociables como puede buscarse rápidamente en el buscador de la página.

El entonces cardenal Jorge Bergoglio, ahora Papa Francisco, fue un férreo opositor al "matrimonio" homosexual durante el debate en torno al matrimonio "igualitario" que se dio en Argentina durante el año 2010 y que finalmente terminó en la sanción de la ley.

En una carta dirigida a monjas contemplativas, el entonces cardenal Bergoglio dijo: "No seamos ingenuos: no se trata de una simple lucha política; es la pretensión destructiva al plan de Dios", con relación al matrimonio "igualitario". "No se trata de un mero proyecto legislativo (éste es sólo el instrumento) sino de una "movida" del padre de la mentira que pretende confundir y engañar a los hijos de Dios".

En consecuencia brindó su apoyo a la multidudinaria manifestación que se realizó el martes 13 de julio de 2010 bajo el lema “Queremos mamá y papá para nuestros hijos”, frente al Congreso de la Nación, en la víspera del tratamiento en el Senado Nacional del controvertido proyecto de ley de "matrimonio" entre personas del mismo sexo:

Al encabezar la misa central por la 37 peregrinación juvenil a la basílica de Luján en octubre de 2011, bajo el lema de "Madre, ayúdanos a cuidar la vida", el arzobispo de Buenos Aires instó a defender la vida desde el seno materno y aseguró que “un pueblo que no cuida a los niños y a los ancianos comenzó a ser un pueblo en decadencia. Los niños son la fuerza, la esperanza, y los ancianos, el tesoro de sabiduría”.

  • "Ayuda a que se cuide la vida de los más pequeños y de los mayores, a los niños y a los ancianos. A la vida se la cuida siempre, desde el momento en que se la espera, hasta el último aliento del camino".

Un millón 300 mil personas participaron de la 37 peregrinación juvenil a la basílica de Luján ese año.

Más recientemente, con motivo de la decisión del gobierno de la Ciudad de Buenos Aires de reglamentar el protocolo que habilita los abortos no punibles, el Cardenal Bergoglio calificó de "lamentable" tal decisión:

"Al hablar de una madre embarazada hablamos de dos vidas, ambas deben ser preservadas y respetadas pues la vida es de un valor absoluto", expresó citando un documento de la Conferencia Episcopal Argentina.

"El aborto nunca es una solución", dijo también citando el mismo documento.

  • "Las leyes configuran la cultura de los pueblos y una legislación que no protege la vida favorece una cultura de la muerte", subrayó citando la encíclica "Evangelium vitae" de Juan Pablo II.

Breve biografía

Nació en Buenos Aires el 17 de diciembre de 1936, estudió y se diplomó como técnico químico. En su camino se cruzó la vocación sacerdotal y decidió ingresar en el Seminario de Villa Devoto.

El 11 de marzo de 1958 pasó al noviciado de la Compañía de Jesús. Estudió humanidades en Chile y en 1960, de regreso a Buenos Aires, obtuvo la licenciatura en Filosofía en el Colegio Máximo San José, en la localidad de San Miguel.

De 1967 a 1970 cursó la licenciatura en Teología en el Colegio Máximo de San Miguel. Recibió los órdenes sagrados el 13 de diciembre de 1969. Tras ocupar varios cargos de autoridad en la orden jesuita, el 31 de julio de 1973 fue elegido provincial de la Argentina.

El cardenal Bergoglio tomando mate

Entre 1980 y 1986 fue Rector del Colegio Máximo de San Miguel y de las Facultades de Filosofía y Teología de esa misma Casa.

En 1992 el Papa Juan Pablo II lo nombró obispo auxiliar de Buenos Aires. Recibió la ordenación episcopal el 27 de junio de ese año y en 1997 fue promovido como coadjutor de la misma arquidiócesis.

El 28 de febrero de 1998 se convirtió en el primer jesuita en ser primado de la Argentina, tras suceder en al cardenal Antonio Quarracino.

Creado cardenal presbítero el 21 de febrero del 2001, recibió la birreta roja y el título de San Roberto Belarmino.

Asistió como relator general adjunto a la X Asamblea Ordinaria del Sínodo de Obispos, que tuvo lugar en Ciudad del Vaticano del 30 de setiembre al 27 de octubre de 2001.

Asistió también a la XI Asamblea General Ordinaria del Sínodo de los Obispos del 2 al 23 de octubre de 2005.

Es también miembro del consejo post-sinodal de la XI Asamblea General Ordinaria del Sínodo de los Obispos. El 9 de noviembre de 2005 fue elegio Presidente de la Conferencia Episcopal Argentina para el trienio 2005-2008.

En la Santa Sede, forma parte de la Congregación para el Culto Divino y la disciplina de los Sacramentos, la Congregación para el Clero, la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica.

Asimismo, integra el Pontificio Consejo para la Familia, la Comisión para América Latina (CAL) y el Consejo Ordinario de la Secretaría General para el Sínodo de los Obispos.

 

El Cardenal Bergoglio en el subte de Buenos Aires


 

Etiquetas:

Comentarios