Fue apelado el fallo que permitía "muerte digna" de Marcelo Diez

Versión para impresiónEnviar a un amigoPDF version

El defensor ante el TSJ, Ricardo Cancela, presentó un recurso para evitar la muerte  "muerte digna" de Marcelo Diez. El TSJ había dejado la vida de Marcelo en manos de sus familiares, que quieren dejarlo morir por deshidratación.

(ArgentinosAlerta.org) El defensor oficial ante el Tribunal Superior de Justicia, Ricardo Cancela, presentó esta semana un recurso extraordinario federal contra el fallo de la Sala Civil del cuerpo que determinó que la situación de Marcelo Diez pueda ser decidida en el "ámbito intrafamiliar".

"Nosotros creemos que no es un caso de muerte digna. Si se le saca la alimentación y la hidratación, se produce una especie de eutanasia pasiva que es lo que prohíbe la ley", expresó Ricardo Cancela.

El letrado hizo estas declaraciones, luego de presentar un recurso extraordinario federal en contra de la resolución que autorizó a la familia de Marcelo Diez  el cese de las medidas que le dan soporte vital sin necesidad de un dictamen judicial. Una vez que el TSJ admita este recurso pasará a ser analizado por la Corte Suprema de Justicia, quien tendrá la última palabra.

 

Cancela consideró que este caso está fuera de la Ley 26.742, llamada de "muerte digna", porque "es una persona que mantiene sus funciones fisiológicas, que no se conoce qué funciones emocionales se encuentran abolidas y que sólo necesita para vivir hidratación y alimentación". "Respira por sí mismo, lo cual significa que no está conectado a ningún medio mecánico, mantiene el dominio craneal alternando periodos de sueño y con estado físico conservado y sin escara", detalló el defensor.

"La muerte digna a la que se refiere la ley es cuando hay un estado terminal. Esto es que alguien que padece una enfermedad va a morir a consecuencia de la misma. No es el caso de Marcelo Diez, ya que nadie, desde el punto de vista médico, ha establecido que existe un estado terminal", explicó Cancela.

El defensor ante el TSJ agregó además: "La gente que lo cuida y visita asegura que tiene actos de respuesta, como por ejemplo si le gusta la música o no, que reconoce algunas voces del lugar donde se encuentra y que de alguna manera eso no son reflejos, sino respuestas".


"Por lo tanto, si le sacamos la hidratación se va a producir la muerte, esto no es un caso de muerte digna, donde ya es todo terminal. No cualquier discapacidad, aunque sea un problema cerebral, se considera que es un estado terminal", manifestó el defensor, y agregó que Diez tiene "una conciencia mínima, hay algunos actos que entiende y los exterioriza".

Cancela comentó además que en el recurso planteó que no se sabe cuál era la voluntad de Marcelo. "No hay información por escrito", aclaró. "Además nosotros planteamos la irretroactividad de la ley y que acá se ha juzgado por una ley que no estaba vigente al momento de generarse el conflicto", agregó.

Etiquetas:

Comentarios