Malvinas 30 años: palabras de un ex combatiente

Versión para impresiónEnviar a un amigoPDF version

Por Jorge Farinella

(AA) A raíz de los múltiples mensajes recibidos, tanto por Internet como telefónicamente, me he detenido a reflexionar sobre su significado.

¿Cómo Veterano de Guerra, soy  merecedor de las delicadezas de mis conciudadanos por haber participado hace 30 años en la defensa de nuestro patrimonio?

Lo primero que me surge es bucear en la historia de la humanidad y particularmente en las guerras que desde siempre los pueblos vienen soportando y,  lamentablemente, deberán seguir soportando pues hay un profundo contenido teológico en lo medular de toda guerra, que no es por el momento, la dirección de mi íntima reflexión.

Me he preguntado a mi mismo si es posible llevar adelante una guerra – nación contra nación -, exclusivamente entre sus fuerzas armadas. A mi primer impresión decidí enriquecerla hurgando en la historia de nuestra patria y de otros pueblos.

Repasé parte de lo que vivieron las naciones en la 1ra y 2ra guerra mundial, el desarrollo de nuestra guerra por la Independencia y dentro de ella la desobediencia del General Belgrano; el concepto Sanmartiniano de la nación en armas. Luego  giré mi mirada a esos momentos del año 1982.

En mi humilde búsqueda encuentro un patrón que se repite: Los ejércitos hacen la guerra y ocupan los lugares donde la violencia se desarrolla con mayor intensidad, pero eso les es posible solamente cuando son sostenidos por una consustanciada retaguardia, que activa y eficientemente los sostiene moral y materialmente y para lo cual  debe estar imbuida de un espíritu común.

¿Y entonces ?... Mis queridos Compatriotas, como Veterano de Guerra agradezco los honores que me dispensan, pero, por favor, acepten con la misma calidez mi fraternal abrazo, porque, más allá de la suerte de las armas, la Gesta Heroica de Malvinas es la resultante de una Nación en Armas, donde todos fuimos necesarios en el puesto que Dios y nuestras circunstancias nos pusieron, salvo honrosas excepciones.

Nada tiene que ver quien o quienes decidieron la recuperación. La Gesta encontró a un pueblo amalgamado con sus Fuerzas Armadas y de Seguridad en el justo reclamo de recuperación. Los éxitos y fracasos, las miserias y grandezas puestas de manifiesto, son patrimonio  de la totalidad del Pueblo de la Nación Argentina.

¡¡¡Compatriota!!!: te abrazo en este 2 de abril que supimos conseguir.

¡¡¡Viva la Patria!!!, ¡¡¡Viva la Gesta Heroica de Malvinas!!!.

 

Etiquetas:

Comentarios

DE ACUERDO¡¡¡VIVA LA GESTA HEROICA DE MALVINAS!!!

creo que los grandes pueblos siempre han honrado a sus heroes de guerra, son los valientes que defienden a la nación cuando es agredida. y la entrega de esos hombres es ejemplo y estímulo para las futuras generaciones.